Aprovechando la ola de purgas con la excusa del fallido golpe de Estado, la policía turca del régimen autoritario de Recep Tayyip Erdogan ha detenido este jueves a Selahattin Demirtas y Figen Yüksekdag, copresidentes del izquierdista Partido Democrático de los Pueblos (HDP), tercero del Parlamento y conocido por su defensa de los derechos de la minoría kurda. Se ha llevado a cabo una operación simultánea en varias provincias, en la que también han sido arrestados 11 diputados de la formación.

Yüksekdag ha sido arrestada en su casa en Ankara y Selahattin Demirtas momentos más tarde en Diyarbakir, la “capital” de las regiones kurdas. Además de los dos líderes, también ha sido detenido  el actor y guionista Sirri Süreyya Önder, una figura emblemática de la izquierda turca.

Las detenciones se han practicado en el marco de una investigación sobre terrorismo relacionado con el proscrito Partido de Trabajadores de Kurdistán (PKK), iniciada en agosto, por la que ambos dirigentes políticos habían recibido citaciones judiciales, señala la agencia semipública Anadolu.

Acusados de incitar a la violencia en las protestas de 2014

Demirtas y Yüksekdag se habían negado a acudir al tribunal, dada su condición de diputados, pero el pasado mayo el Parlamento había votado levantar la inmunidad parlamentaria de los acusados. Según una declaración de la Fiscalía citada por NTV, las detenciones se producen por la negativa de los diputados a acudir al juicio al que fueron citados.

“Sois unos bandidos, y el fiscal es un bandido”, ha increpado Yüksekdag a las policías que la han detenido, según se aprecia en un vídeo difundido por en la cuenta oficial del HDP en Twitter.

La investigación judicial que involucra a los diputados se centra en las protestas de octubre de 2014 en las que se enfrentaron activistas de la izquierda kurda y simpatizantes islamistas con motivo del asedio del Estado Islámico a la ciudad kurdosiria de Kobani. A los diputados del HDP se les acusa de haber incitado a la violencia durante estas protestas, que dejaron varias decenas de muertos.

NOTICIAS

Estonia, de miseria comunista a meca tecnológica de Europa

Cuando, en 1991, Estonia se convirtió en un país independiente, sus líderes políticos visualizaron el futuro en algo tan abstracto como la codificación y...
Valora este artículo

No hay comentarios

Deja un comentario