EconomíaPolítica

Entrevista a Juan Pina, presidente de la Unión de Contribuyentes. “El ciudadano español está realmente asfixiado”

Hoy, viernes 29 de junio, se celebra en España el Día del Contribuyente y, como ya publicó el Herald Post, diferentes organizaciones salen a la calle impulsando en esta jornada un movimiento tanto de celebración, “Hoy celebramos la fecha en la que terminamos de pagar impuestos” declara uno de sus miembros, como de protesta, “España es un verdadero infierno fiscal” declara otro.

Así, con motivo de una fecha tan señalada, hemos querido entrevistar a Juan Pina, presidente de la Unión de Contribuyentes (UC), que es la principal organización en España defensora de una baja fiscalidad así como de los derechos de los contribuyentes.

Pina se encuentra estos días en Atenas (Grecia) con motivo de una reunión de asociaciones de contribuyentes de varios países, para según un tuit suyo “coordinar esfuerzos frente al expolio estatal y compartir experiencias”. Pese a su apretada agenda, el presidente de la UC ha dedicado unos minutos para atender amablemente esta entrevista.

Francisco Nunes: ¿Qué actividades lleva a cabo la Unión de Contribuyentes?

Juan Pina: La Unión de Contribuyentes es una organización de activismo ciudadano con tres grandes objetivos. El primero es reducir el esfuerzo fiscal de los ciudadanos y de las empresas, y pasar de la progresividad a la proporcionalidad fiscal. El segundo es conseguir un trato correcto de las autoridades tributarias y el fin del uso arbitrario de las inspecciones y otros mecanismos que favorecen el abuso de poder. Y el tercero es conseguir que los impuestos sean sólo un sistema de recaudación para cubrir el gasto público, no un mecanismo para inducir decisiones de consumo ni de ninguna otra naturaleza, es decir, los impuestos no deben servir para hacer ingeniería social, cultural ni económica.

FN: ¿Cómo ve el futuro de los impuestos en España, teniendo en cuenta la entrada de ideas liberales en el debate de ideas ver el programa de Bauzá para presidir el PP?

JP: Los impuestos españoles, contra lo que cree mucha gente, están en máximos europeos rivalizando con Escandinavia. Y sin embargo, los sucesivos gobiernos tanto populares como socialistas no paran de subirlos. Ayer mismo conocimos el nuevo hachazo al diésel por parte del gobierno Sánchez. Y el gobierno recién cesado subió más de cincuenta veces los impuestos, pese a contar con mayoría absoluta en el parlamento cuando lo hizo. Por ello no tengo la menor confianza en que el Partido Popular pueda mejorar su desempeño en materia tributaria, sea quien sea su nuevo presidente. Al final, las propuestas de Bauzá son encomiables pero quedan lejos del tratamiento de choque que necesitaríamos. En este sentido, me parecen más ambiciosas las propuestas realizadas por ejemplo por el Partido Libertario, así como por varios think tanks relacionados con la libertad económica y la reducción de impuestos.

FN: ¿Qué opciones cree que hay para conseguir un cambio a mejor en este aspecto? ¿Cómo conseguirlo?

JP: Creo mucho en la evolución espontánea que va a venir impulsada por dos vías: la economía colaborativa (con plataformas de intercambio directo de bienes y servicios, difíciles de detectar por el fisco de los países, y con desarrollos como las criptomonedas) y el simple agotamiento del modelo socialdemócrata. Es necesario aclarar que la cuna de la socialdemocracia, es decir, los países nórdicos, lleva cerca de dos décadas desmontando un sistema que, sin embargo, se nos sigue presentando aquí como modelo.

FN: ¿Es positivo tener bajos impuestos? ¿Por qué?

JP: Es positivo por motivos económicos, ya que hace posible la actividad económica y el intercambio de excedentes que de otra manera confisca el Estado para distribuir arbitrariamente incurriendo por el camino en despilfarro y corrupción. Pero sobre todo es positivo desde una perspectiva ética, ya que hace que sea cada persona quien decida la asignación de sus recursos, de los recursos producidos con su esfuerzo, en lugar de privarle de esa asignación y transferírsela a políticos y funcionarios.

FN: ¿Cómo ve, moralmente hablando, la cantidad de impuestos que se pagan en España?

JP: Insoportable. Tenemos unos impuestos confiscatorios que dejan en mínimos históricos y europeos la renta disponible, es decir, el dinero que le queda al contribuyente tras pagarlos. Es inmoral que el ciudadano deba trabajar la mitad de su tiempo para pagar al Estado. No somos menores de edad, podemos y sabemos usar nuestro dinero mejor que el Estado, incluso cuando se trata de ser solidarios.

FN: Visto el nuevo gobierno de Pedro Sánchez, ¿Mejorará o empeorará la situación de los contribuyentes?

JP: La buena noticia, aunque amarga, es que le queda poquísimo margen para subir porque el anterior gobierno socialista (sí, socialista) del PP ha subido los impuestos todo lo posible y más. La mala noticia es que los políticos son extremadamente creativos cuando se trata de expoliar al ciudadano, por lo que todo es posible. Acabamos de ver el hachazo al diésel, y quién sabe qué podrá venir después. La única esperanza es que la asfixia sea menos gradual para que la gente la perciba y se rebele por fin frente al robo continuado de sus recursos, del producto de su esfuerzo.

FN: Se suele decir que la presión fiscal en España es inferior a la media europea, ¿Qué opina usted?

JP: No lo es, competimos con la mismísima Suecia. Y sobre todo, lo que hay que mirar es la renta disponible post-impuestos. El ciudadano español está realmente asfixiado y empobrecido por una fiscalidad abusiva y confiscatoria que le priva de la mayor parte de la riqueza que él mismo genera. Y eso no es solidaridad sino expolio.

FN: ¿Quién puede formar parte de la Unión de Contribuyentes?

JP: Cualquier ciudadano puede adherirse a UC, que es una asociación independiente y no afiliada a ningún partido ni agente social.

FN: ¿Qué espera de la Unión en el futuro?

JP: Que crezca hasta ser un lobby potente y eficaz en la defensa del contribuyente español, como sus homólogas de otros países.

FN: Muchas gracias Juan, un placer poder hablar contigo.

 

Compartir

Leer respuestas y comentar (0)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *