Anoten el nombre: Blake Lively. Porque tenemos nueva heroína femenina en el cine. Rubia y gringa sí -así es como la llaman durante toda la película sus mexicanos y buen rollistas compañeros de surf-, pero en absoluto tonta. No veas la lección de supervivencia extrema que da en Infierno azul. Las más feministas, que siempre tienen alguna pega que ponerle a este tipo de películas, pueden estar contentas, ya que su sexy protagonista no necesitará de ningún hombre para ser capaz de “sacarse las castañas del fuego” ella solita. Eso sí, el resto del público -y sobre todo los más impresionables- queda advertido de que a pesar de llevar meses esperando el ansiado momento, la cinta logrará arrebatarte cualquier tipo de ganas de meterte en el agua, aunque suelas acudir de veraneo a las tranquilas playas del Mediterráneo. ¿Medusas? ¡Ojalá! Lo que se encontrará nuestra valiente protagonista será un enorme tiburón blanco que al parecer no tiene ninguna intención de dejarla salir con vida de su territorio, la mar.

Blake Lively está imponente durante toda la cinta, y no sólo a nivel físico -sólo se puede aplaudir y envidiar el cuerpazo que luce la actriz a tan sólo ocho meses de dar a luz a su primer hijo-, sino también a nivel interpretativo. Más si tenemos en cuenta que ella será la única que llene la pantalla durante casi la totalidad de la cinta, por lo que todo el peso de la trama recaerá sobre sus hombros. La veremos disfrutar tomando las mágicas olas de esta paradisíaca playa, agonizar tras ser atacada por el tiburón, padecer sobre una roca durante horas y horas con tan sólo la compañía de una simpática gaviota, jugarse la vida intentado escapar de sus afiladas fauces… en fin, que la actriz soportará a la perfección cualquier plano, transmitiéndonos tan sólo con miradas o gestos ese vértigo de saber que tú única escapatoria es sumergirte en el profundo territorio de tu brutal asesino.

El director de Infierno azul no es otro que un español del que el cine patrio puede estar más que orgulloso, Jaume Collet-Serra. El cineasta catalán comenzó su andadura en Estados Unidos con ‘La casa de cera’ (2005) donde podíamos ver a Paris Hilton, y desde entonces no ha parado de ofrecernos grandes y más que disfrutables proyectos entre la que destacaría ‘La huérfana’ (2009) y ‘Una noche para sobrevivir‘ (2015). Y con la que llega esta tarde a los cines podemos confirmar que el director se encuentra en muy buena forma, y que logra facturar, en todos los aspectos, un trabajo redondo de entretenimiento 100% palomitero.

Durante meses se ha señalado a Infierno azul como una especie de remake o versión de ese gran clásico de terror llamado ‘Tiburón’ (1975), y nada más lejos de la realidad, lo que sí podremos encontrar en el trabajo de Jaume Collet-Serra es un pequeño homenaje por medio de algunos guiños a la cinta de Steven Spielberg, como la boya o el agua teñida de sangre. A parte de ésto, poco parecido más encontraremos entre las dos cintas. El director español nos ofrece su propia versión del terror en el agua donde se bastará de varios elementos: una actriz, un profundo mar, una playa virgen y desierta, y un gran tiburón blanco… y ¡acción!. Tensión y horror sabiamente combinados con algunas dosis de humor y un acertado uso de found footage y flashbacks, conseguirán que pese a lo fantástico que puedan parecer algunos de los hechos que presenta esta terrorífica cinta, todo resulte bien justificado y creíble.

En Infierno azul encontraréis un fantástico ejercicio de suspense, acción y terror perfectamente combinados. Sin duda, una de las películas llamadas a coronar la taquilla este verano. Preparáos para disfrutar de vuestras palomitas, vuestro refresco preferido y el aire acondicionado.

NOTICIAS

Estonia, de miseria comunista a meca tecnológica de Europa

Cuando, en 1991, Estonia se convirtió en un país independiente, sus líderes políticos visualizaron el futuro en algo tan abstracto como la codificación y...

Trump desatado: “He heredado un desastre”

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha ofrecido este jueves su segunda rueda de prensa desde que llegó a la Casa Blanca, una comparecencia...

Estibadores: las claves del conflicto

El conflicto en el sector de la estiba en España está en su punto más álgido. Los puertos españoles están pendientes de un hilo...

Ayer los mineros, hoy los estibadores y mañana… la quiebra

Estos días con la nueva reforma para liberalizar la actividad portuaria, los grupos de presión de turno están calentando motores. Primero habría que ver...
Valora este artículo

No hay comentarios

Deja un comentario