La cumbre de Doha fracasa y el precio del petróleo se desploma

[vc_row][vc_column width=”2/3″][vc_column_text]

La Organización de Países Productores de Petróleo (OPEP), Rusia y otras cuatro naciones no llegaron a un acuerdo en la cumbre petrolera de Doha (Qatar), debido en gran medida a las tensiones entre Arabia Saudí e Irán. Riad quería que Teherán asumiera también los sacrificios del recorte de producción, algo a lo que Irán no está dispuesta. Esta falta de acuerdo aboca al precio del petróleo a nuevas caídas, debido a que la cotización ya descontaba la posibilidad de un pacto. Las noticias de una cumbre que incluyera también a países no pertenecientes a la OPEP, como Rusia, aceleró el rebote del crudo hasta alcanzar la semana pasada sus máximos anuales. De hecho, el precio del barril Brent había subido un 59% desde enero, hasta los 43,1 dólares, animado en parte por la alianza suscrita entre Rusia, Arabia Saudí, Venezuela y Qatar en febrero para congelar su producción. Ahora el escenario es el contrario, dado que ninguno de los firmantes tiene grandes motivos para ceñirse a aquel texto.

La falta de acuerdo en la cumbre de Doha para congelar la producción ha desatado caídas de hasta el 6% en el precio del petróleo. En apenas unas horas el petróleo ha perdido buena parte de lo recuperado en las últimas semanas, cuando escaló hasta alcanzar sus máximos del año. Los descensos han superado esta mañana el 6% en el barril de Brent, hasta situarse al filo de nuevo de la barrera de los 40 dólares. Mientras que el precio del barril tipo West Texas, de referencia en Estados Unidos, sí ha bajado de este nivel. La desbandada ha desinflado su cotización hasta el entorno de los 38 dólares. El fracaso de la cumbre petrolera de Doha prolonga el excedente de oferta. El pasado mes de febrero el Brent se hundía hasta los 27 dólares mientras que hoy vuelve a retroceder hasta los 40 dólares.

Con todo, parece que la estrategia saudí de mantener unos precios bajos para expulsar al fracking estadounidense empieza a dar sus frutos. En los últimos seis meses, EEUU ha perdido 250.000 barriles al día, debido a que buena parte de los campos de perforación hidráulica no resultan competitivos a los precios actuales. Además, la Agencia Internacional de la Energía espera que el país reste 710.000 barriles a la oferta en el conjunto del año. De momento, el número de campos petroleros activos se ha desplomado un 77% en el último año y medio, marcando un mínimo histórico en 443 pozos. Además, estos niveles de precios también están haciendo mella en las inversiones en Canadá, Brasil, México o Mar del Norte. Con ello, el exceso de producción (actualmente, 1,7 millones de barriles al día) podría agotarse a lo largo de 2017.

Arabia Saudí cumplió con su ‘amenaza’ de desmarcarse de cualquier tipo de acuerdo para congelar la producción si Irán no participaba en las medidas. Durante el reciente desplome del petróleo, Araba Saudí ya manifestó sus intenciones de mantener al menos su cuota de mercado, aunque sea en un contexto de precios bajos.

[/vc_column_text][vc_raw_html]JTNDc2NyaXB0JTIwYXN5bmMlMjBzcmMlM0QlMjIlMkYlMkZwYWdlYWQyLmdvb2dsZXN5bmRpY2F0aW9uLmNvbSUyRnBhZ2VhZCUyRmpzJTJGYWRzYnlnb29nbGUuanMlMjIlM0UlM0MlMkZzY3JpcHQlM0UlMEElM0MlMjEtLSUyMFRoZSUyMEhlcmFsZCUyMFBvc3QlMjAtLSUzRSUwQSUzQ2lucyUyMGNsYXNzJTNEJTIyYWRzYnlnb29nbGUlMjIlMEElMjAlMjAlMjAlMjAlMjBzdHlsZSUzRCUyMmRpc3BsYXklM0FibG9jayUyMiUwQSUyMCUyMCUyMCUyMCUyMGRhdGEtYWQtY2xpZW50JTNEJTIyY2EtcHViLTI3Mzk3OTY5NDgzNDk5MTAlMjIlMEElMjAlMjAlMjAlMjAlMjBkYXRhLWFkLXNsb3QlM0QlMjI2MjIxMjAwMTgxJTIyJTBBJTIwJTIwJTIwJTIwJTIwZGF0YS1hZC1mb3JtYXQlM0QlMjJhdXRvJTIyJTNFJTNDJTJGaW5zJTNFJTBBJTNDc2NyaXB0JTNFJTBBJTI4YWRzYnlnb29nbGUlMjAlM0QlMjB3aW5kb3cuYWRzYnlnb29nbGUlMjAlN0MlN0MlMjAlNUIlNUQlMjkucHVzaCUyOCU3QiU3RCUyOSUzQiUwQSUzQyUyRnNjcmlwdCUzRQ==[/vc_raw_html][/vc_column][vc_column width=”1/3″][vc_raw_html]JTNDc2NyaXB0JTIwYXN5bmMlMjBzcmMlM0QlMjIlMkYlMkZwYWdlYWQyLmdvb2dsZXN5bmRpY2F0aW9uLmNvbSUyRnBhZ2VhZCUyRmpzJTJGYWRzYnlnb29nbGUuanMlMjIlM0UlM0MlMkZzY3JpcHQlM0UlMEElM0MlMjEtLSUyMFRoZSUyMEhlcmFsZCUyMFBvc3QlMjAtLSUzRSUwQSUzQ2lucyUyMGNsYXNzJTNEJTIyYWRzYnlnb29nbGUlMjIlMEElMjAlMjAlMjAlMjAlMjBzdHlsZSUzRCUyMmRpc3BsYXklM0FibG9jayUyMiUwQSUyMCUyMCUyMCUyMCUyMGRhdGEtYWQtY2xpZW50JTNEJTIyY2EtcHViLTI3Mzk3OTY5NDgzNDk5MTAlMjIlMEElMjAlMjAlMjAlMjAlMjBkYXRhLWFkLXNsb3QlM0QlMjI2MjIxMjAwMTgxJTIyJTBBJTIwJTIwJTIwJTIwJTIwZGF0YS1hZC1mb3JtYXQlM0QlMjJhdXRvJTIyJTNFJTNDJTJGaW5zJTNFJTBBJTNDc2NyaXB0JTNFJTBBJTI4YWRzYnlnb29nbGUlMjAlM0QlMjB3aW5kb3cuYWRzYnlnb29nbGUlMjAlN0MlN0MlMjAlNUIlNUQlMjkucHVzaCUyOCU3QiU3RCUyOSUzQiUwQSUzQyUyRnNjcmlwdCUzRQ==[/vc_raw_html][vc_widget_sidebar sidebar_id=”td-default”][td_block_ad_box spot_id=”sidebar”][td_block_11 custom_title=”ECONOMÍA” header_color=”#bfb500″ category_id=”11″ limit=”1″][td_block_ad_box spot_id=”sidebar”][/vc_column][/vc_row]

La cumbre de Doha fracasa y el precio del petróleo se desploma
Valora este artículo

Deja un comentario