El portavoz de la gestora del PSOE, Mario Jiménez, ha valorado negativamente el nuevo Ejecutivo propuesto por Mariano Rajoy, y ha asegurado que el presidente “no ha hecho un Gobierno para el diálogo, y eso le anticipa serias dificultades de cara a la legislatura”.

“Es un Gobierno que no está cualificado en términos de diálogo“, ha insistido el portavoz socialista. “El primer gesto es un mal gesto ante una cámara en la que no tiene mayoría. El entendimiento va a ser muy difícil”, ha augurado.

“Rajoy no se da cuenta de que está ante unas circunstancias totalmente nuevas; una situación diferente, a la que no sabe dar respuesta”, ha sostenido Jiménez, “da la sensación de que es un Gobierno hecho para su propio partido”.

Además de criticar que el presidente del Gobierno no haya comparecido públicamente para explicar su nuevo gabinete, el diputado del PSOE ha recalcado que “continúan algunos de los ministros que mas daño han hecho con sus políticas y que peor actitud hacia el diálogo han tenido a lo largo de la legislatura anterior, como Cristóbal Montoro (Hacienda), Fátima Báñez (Trabajo) o Íñigo Méndez de Vigo (Educación)”, lo que hace “presagiar que la vía de diálogo y entendimiento va a ser muy difícil”.

También ha criticado el mantenimiento de la “bicefalia” en las carteras económicas, dadas la “guerra soterrada” que han tenido estos últimos años los ministros Luis de Guindos y Montoro.

Además, ha puesto el acento en que a la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Saénz de Santamaría, se le ha retirado de las labores de portavoz y se ha preguntado si responde a “un ajuste interno” o si Rajoy “se ha doblegado ante quien pedía rebajarle capacidad política” a la ministra de la Presidencia.

Y ha apuntado que a la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, se le ha dado un “premio de consolación” poniéndola al frente de la cartera de Defensa, que, además, la sitúa en “una situación de incompatiblidad” con sus responsabilidades territoriales y en el partido.

NOTICIAS

Estonia, de miseria comunista a meca tecnológica de Europa

Cuando, en 1991, Estonia se convirtió en un país independiente, sus líderes políticos visualizaron el futuro en algo tan abstracto como la codificación y...
Valora este artículo

No hay comentarios

Deja un comentario