Sillicon Valley, ese corazón de la innovación de las nuevas tecnologías nos sorprende como siempre con un nuevo modelo de negocio. Se trata del servicio de preparación y entrega de comida rápida que ahora entra en una nueva dimensión, la del ROBOTcomida. La pionera es la pizza, la ROBOTpizza de la mano de ZUME que abrirá el mercado a los aspirantes al AMAZON de las comidas rápidas.

En el país que adoptó la pizza como comida universal tras haber cruzado el océano desde la península itálica, acompañando a los emigrantes italianos que buscaban nuevas oportunidades de construir una vida próspera al otro lado del Atlántico, esta comida es todo un símbolo indiscutible de la gastronomía moderna americana. Cabe resaltar que esta comida tan común hoy se ha convertido con el paso de los años, desde finales del XIX, en una commodity del espíritu del emprendimiento en el país de los fundadores de la sociedad del capitalismo de libre mercado.

La deliciosa pizza, fiel compañera gastronómica de los creativos geeks del Sillicon Valley, ha encontrado por fin su nueva dimensión. Entre Marta y Bruno, los dos robots que sazonan y llevan las pizzas montadas al horno y unas camionetas especialmente diseñadas para terminar de cocinar las pizzas de camino a su cliente final, la industria pizzera entra en una nueva etapa.

El creador del concepto, que no es otros que Alex Garden, el ex director de los Estudios de juegos online gratuitos Zynga, aspira a convertir la marca ZUME en un referente de los servicios de entrega a domicilio en el sector de la hostelería. No es coincidencia que la ubicación del primer local de ZUME es estar al lado del complejo de gigante Google. Ni tampoco el que Garden preparara con sumo secretismo el lanzamiento de ZUME, reclutando profesiones del sector de la hostelería y robótica sin desvelar los fines últimos de su empresa. Por ahora parte del proceso sigue siendo humano tanto en la construcción de las diferentes recetas de la pizza como en la conducción de las camionetas de entrega.

Si nos atrevemos a imaginar un futuro próximo con el uso de la actual tecnología de la conducción autómata cada vez más extendida y el desarrollo de la IA -Inteligencia Artificial- podemos estar seguros que la próxima plantilla de ZUME no llevara nombres y apellidos sino nombres simples y un número de serie. Habrá quienes se sientan amenazados por estos cambios ya que siempre todo avance tecnológica trae consigo como no podría ser de otra manera una sana destrucción creativa según el principio de Schumpeter.

Hoy hablamos de ROBOTpizza y pronto encargaremos al restaurante de servicio a domicilio ROBOThamburgesas, ROBOTpastas, ROBOThotdogs y todos los platos que se nos antojen en un mercado dinámico gracias a los principios del libre mercado. La innovación está aquí para quedarse mejorando constantemente nuestras vidas y haciendo que cada vez más personas puedan acceder a bienes y servicios asequibles de calidad. Haríamos bien en recordad que los procesos creativos, de producción y distribución que no sean capaces de adaptarse para contar con más Martas y Brunos en sus proyectos, inevitablemente se quedarán por el camino como pasó con tantas otras industrias, sectores, bienes y servicios a lo largo de la historia del ser humano.

Lejos de ser un drama, gracias al modelo de libre mercado la competencia permite siempre la excelencia, la calidad y el progreso de la sociedad, es decir la generación de nuevas y mejores oportunidades para las personas. En un mercado tan competitivo como es el de la comida rápida en Estados Unidos, los gigantes Domino’s Pizza o Pizza Hut, deberán renovarse o quedarán atrás porque ZUME no sólo podrá ofrecer el mismo producto o incluso de mayor calidad, sino que podrá competir en precio con total seguridad. La llegada de los ROBOTS pizzeros abrirá también nuevas oportunidades para los humanos pizzeros, para aquellos que quieran avanzar en su formación y aprendizaje. Más tecnología no significa menos puestos de trabajo para los humanos, sino la apertura de horizontes profesionales novedosos para los trabajadores humanos. Quienes tengan interés podrán reciclarse, aprenderán nuevas formas de realizar su oficio o descubrirán otras potenciales carreras profesionales en la nueva economía global. ¡Buon appetito!

Acerca de la autora: Roxana Nicula

Roxana Nicula es autónoma, de profesión jurista y traductora, actualmente desempeña el cargo de Presidenta de la Fundación para el Avance de la Libertad y de Secretaria Federal de Organización del Partido Libertario (P-LIB).

Roxana Nicula

Ayer los mineros, hoy los estibadores y mañana… la quiebra

Estos días con la nueva reforma para liberalizar la actividad portuaria, los grupos de presión de turno están calentando motores. Primero habría que ver...

España sigue cayendo en el Índice de Libertad Humana

Todos los años por estas fechas llega el momento de repasar el Índice anual de Libertad Humana. Para quienes no están familiarizados con este...

El Soon-silGate coreano

El mes de noviembre ha sacudido la política asiática con el mayor escándalo de corrupción que haya enfrentado Corea del Sur desde su independencia....
ROBOTpizza
5 (100%) 1 vote

No hay comentarios

Deja un comentario